Foto: Marta López

Unicef apoya sectores de educación y agua

28.02.2017

Miles de niñas, niños, adolescentes y familias han sido beneficiados con los insumos humanitarios del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia

Los juegos, útiles escolares, pastillas purificadoras y contenedores de agua enviados por el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) han traído sonrisas a niñas y niños, y facilidades para el acceso a agua segura a miles de familias de los municipios más afectados por el huracán Matthew en Guantánamo.

A la hora del receso en la escuela primaria Miguel de Cervantes Saavedra, rehabilitada de los daños del meteoro, los grupos de estudiantes disfrutan del juego y hacen que busque el cielo la pelota tricolor que llegó dentro de los kit de recreación para el apoyo psicosocial a niños y niñas afectados por la emergencia y las cajas escuelas, las cuales contienen también cuadernos, tizas, borradores, pinceles y lápices.

Esa alegría de jugar nuevamente, que les permita a la infancia y la adolescencia recuperar un sentido de normalidad después de la emergencia, llegó también a la escuela especial Perucho Figueredo Cisneros, en Baracoa.

"Nos sentimos complacidos por el control, la seriedad y la disciplina con que las autoridades gubernamentales cubanas, y en particular de esta oriental provincia, han distribuido los recursos donados por la Unicef para afectados por el huracán Matthew", dijo en Guantánamo Victoria Colamarco, coordinadora de programas de Unicef.

En visita a la más oriental de las provincias cubanas, los representantes del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia recorrieron escuelas y algunas comunidades en Baracoa, Maisí, Imías y San Antonio del Sur, donde intercambiaron con niños, maestros y vecinos y sostuvieron encuentros con autoridades de gobiernos locales y de los sectores de la salud, agua y educación.

Los útiles escolares aportados por Unicef como parte de su apoyo al sector de la educación están contenidos en los kits de desarrollo de la primera infancia, facilitan a alumnas y alumnos de la escuela primaria Abel Santamaría el acceso al juego y el aprendizaje temprano.

Entre los insumos entregados en escuelas de los municipios más afectados por Matthew se encuentran 100 juegos Riesgolandia, con mensajes educativos que ayudan a entender cuáles son las buenas prácticas que pueden disminuir el impacto de los desastres y cuáles pueden aumentar la vulnerabilidad.

Como parte de la contribución del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia, se entregaron también en los municipios más dañados por Matthew tabletas purificadoras de agua, que fueron consideradas como de gran utilidad en los primeros momentos tras el paso del huracán por la  presidenta del Gobierno de la provincia de Guantánamo, Nancy Acosta.

Los contenedores de agua de 10 litros, otro aporte del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia, que en la emergencia por el huracán Matthew aporta insumos para apoyar el sector de agua y saneamiento en los 4 municipios más afectados en Guantánamo: Baracoa, Maisí, Imías y San Antonio del Sur, también han beneficiado a miles de familias para que puedan almacenar de forma segura ese recurso. Así lo constataron los representantes de Unicef en la comunidad de Buena Vista.

La contribución de Unicef se inserta dentro del Plan de Acción elaborado en estrecho diálogo con las autoridades nacionales, en el que intervienen 10 de sus agencias y recoge las prioridades en la respuesta inmediata y la recuperación temprana en cinco sectores: vivienda y recuperación temprana; seguridad alimentaria; agua, saneamiento e higiene; salud y educación.

Justo tras el paso de Matthew, el 4-5 de octubre de 2016, las agencias del SNU activaron sus mecanismos de emergencia y trabajaron con las autoridades nacionales y sectoriales en la respuesta conjunta ante los severos daños.

El Plan de Acción espera apoyar a 661,606 personas en 10 municipios en las provincias de Guantánamo y Holguín, por un monto de $26,5 millones por un período de 18 meses. Hasta el momento se ha financiado $10,8 millones y faltan por movilizar $15,7 millones por lo que el Sistema de las Naciones Unidas en Cuba invita a la comunidad internacional a fortalecer urgentemente el apoyo al Plan de Acción.