Foto: Lisandra Chaveco, OPS, UNESCO

Sistema de las Naciones Unidas en Cuba se pinta de naranja

Lisandra Chaveco / 
06.12.2016

Personal de las agencias de Naciones Unidas en Cuba impulsan acciones como parte de los 16 Días de Activismo por la No violencia de género.

La Habana.- A las acciones por la No violencia contra las mujeres y las niñas, organizadas por actores sociales nacionales en ocasión del 25 de noviembre pasado, se suman las iniciativas de agencias del Sistema de las Naciones Unidas para sensibilizar y capacitar a su personal en temas vinculados a la igualdad de género.
Los talleres y espacios de debate por el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer se complementaron con acciones de incidencia y visualización en los medios de comunicación, Internet y las redes sociales, en línea con la Campaña ÚNETE para poner fin a la violencia contra las mujeres y las niñas y la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

PNUD coloca el foco en las masculinidades

Abierto a la participación del Grupo Interagencial de Género del SNU en Cuba, el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) dedicó la jornada de noviembre a un taller para reflexionar sobre el papel de los hombres en la prevención de la violencia por motivos de género.
El intercambio facilitado por el periodista e integrante de la Red Iberoamericana y Africana de Masculinidades (RIAM) Jesús Muñoz, incluyó tres momentos para el debate sobre la dimensión cultural que rodea la construcción de la masculinidad, los principios fundamentales del postmachismo y sus expresiones concretas en la sociedad.
El encuentro permitió visibilizar las potencialidades de los varones para promover una cultura de paz y construir nuevas masculinidades libres de machismo.

En la cita, organizada por el PNUD y la RIAM, el repentista Alex Díaz Hernández improvisó para el auditorio varias décimas que resaltaron el mensaje a favor de la no violencia y la equidad de género, a partir del pie forzado “No se nace macho…se llega a serlo”, inspirado en una frase de la feminista y escritora francesa Simone de Beauvoir.
El espacio concluyó en un compromiso simbólico expresado en un carnet que muestra el compromiso personal con la No violencia por motivos de género.

OPS ratifica su compromiso

Como parte de las acciones por los 16 Días de Activismo, que se celebran a nivel global del 25 de noviembre al 10 de diciembre, la representación de la Organización Panamericana de la Salud en Cuba ratificó su apoyo a las actividades e iniciativas del Ministerio de Salud Pública para enfrentar esta pandemia, que causa la muerte a 1 de cada 3 mujeres en el mundo.
“En este sentido, nos implicamos en el fortalecimiento de capacidades del personal médico para que intervenga preventivamente en la modificación de patrones sociales de conducta, desde el trabajo comunitario con enfoque de género.
Entre estos proyectos, sobresale Espejuelos para el género, que en unión con la Escuela Nacional de Salud Pública y la Facultad de Comunicación de la Universidad de la Habana, ha permitido trabajar la temática con niñas, niños y adolescentes en varias escuelas primarias de la capital”, indicó la consultora de la oficina país Roxana González.

Igualmente, el psiquiatra infantil Cristóbal Martínez señaló que las autoridades cubanas están comprometidas y conscientes de que la violencia contra las mujeres y las niñas es un problema grave de salud, por lo que accionan una intensa labor en las comunidades desde la atención primaria, de manera intersectorial.
Reconocido este año con el Premio ÚNETE al Compromiso con la Igualdad y la No violencia de Género, Martínez destacó, además, el apoyo de OPS a las acciones de capacitación de profesionales del sector para el diagnóstico y tratamiento de las lesiones físicas y psicológicas, asociadas a esta problemática.

Mi compromiso naranja

Como en otras ocasiones, las agencias del SNU en Cuba se pintaron de naranja y compartieron en sus sitios web y perfiles en las redes sociales fotos. UNESCO también se sumó esta vez con una foto colectiva por la No violencia.